miércoles, 5 de junio de 2013

Anat Fort



Hoy os presento a una pianista y compositora israelí que conjuga el arte de la improvisación con unas bases de piano clásico que me recuerdan a Bill Evans, lo que no es de extrañar ya que comenzó a estudiar clásica desde muy niña, asi como tampoco sería de extrañar su ascenso a los altares del jazz contemporáneo.
Pianista de acordes sensibles y armónicos, sin estridencias, sin florituras, sin fuegos artificiales, plenos de poesía.....

3 comentarios:

marian dijo...

"Pianista de acordes sensibles y armónicos, sin estridencias, sin florituras, sin fuegos artificiales, plenos de poesía"

¿Para qué añadir más?

Gatopardo dijo...

Sabía que estarías de acuerdo.

marian dijo...

He perdido hasta la facultad de sorprender.